Raíz mestiza

Raíz Mestiza se hará presente en la exposición «Cegra – Integración de un saber»

La agrupación Raíz Mestiza celebrará una presentación donde mostrarán al público asistente el arte resultante de su investigación en el campo de la danza vertical. Esta oportunidad se dará durante la próxima inauguración de Cegra – Integración de un saber, que se celebrará en el Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz-Diez (MEDI), a celebrarse el próximo 28 de junio de 2019, a las 11:00 am (salas 1A y 1B).

La Fundación Museos Nacional (FMN) realizó una entrevista con Marlon Alvarado, director de esta agrupación caraqueña que está integrada de, además de Alvarado, por Alexana Jiménez, Nelson Ojeda y Daniela Torres, quienes desde el 2017 están inmersos en el mundo de la danza vertical.

“Ese año trabajamos con una compañera que estuvo en Argentina y reintrodujo esta modalidad aquí. Con ella compartimos un año e, incluso, realizamos un espectáculo aquí en Caracas”, desde entonces, llevamos nuestros propios proyectos artísticos que combinan arte, danza, expresión corporal e intervención de espacios arquitectónicos.

La danza vertical no es nueva en Venezuela, aunque sí ha sido poco explorado y estudiado. Como antecedente, Alvarado relató que este tipo de expresión artística se está realizando en el país desde los años 60. Incluso en la década de los 80, compañías como Neodanza y Pisorrojo utilizó cuerdas y arneses en sus espectáculos.

En el desarrollo de la danza vertical, Alvarado destaca la influencia que tuvo el trabajo de la estadounidense Trisha Brown (1936 – 2017), quien dejó una importante huella en el mundo de la danza y el arte en general. Fue la fundadora del Trisha Brown Company, una de las fundadoras del Judson Dance Theatre, así como del movimiento de baile posmoderno.

Además, refiere la influencia de la compañía Project Bandaloop. “Son nuestro referente más representativo. Trabajan la danza aérea a 200 o 300 metros de altura, siendo sus escenarios rocas y desfiladeros naturales, así como rascacielos”.

Un nuevo reto

Para la compañía Raíz Vertical es toda una nueva experiencia presentarse en el Museo de la Estampa y del Diseño Carlos Cruz-Diez (MEDI) como parte de la inauguración de Cegra. Integración de un saber.

“Es nuestra primera cercanía con la infraestructura de un museo. Nos parece una oportunidad majestuosa, ya que la arquitectura es parte de nuestra puesta en escena. El intervenir espacios arquitectónicos de la ciudad es nuestra meta”.

El director de Raíz Mestiza contó que la primera presentación de la agrupación fue en el VII Festival Internacional de Teatro Caracas 2018, donde trabajaron en la fachada del Complejo Cultural Teatro Teresa Carreño. El espectáculo, denominado “Corazón Negro” trató sobre un cuento onírico esperanzador de un barco que navegaba en el aire trayendo sueños, esperanzas y buenas ideas. El evento tuvo buena acogida del público.

“Para nosotros, el transgredir la horizontalidad ya es un trabajo bastante profundo. Nos sentimos rompedores, innovadores de espacios convencionales, ya sean teatros o espacios abiertos porque la verticalidad está vista como algo jerárquico, y nosotros lo representamos llenos de arte. La intensión, abrirlo a las líneas y los colores”.

Otro factor importante en sus presentaciones es la gravedad. En ese sentido, dijo que ella forma parte del estudio que tienen en la disciplina que ejecutan. “Lo que mostramos en escena es el trabajo de investigación que hacemos del cuerpo y la gravedad (…) en el aire tu perspectiva cambia, entonces cambia tu peso, tus movimientos, tu forma de moverte, de expresarte, tus limitaciones son diferentes. Es entonces que tu cuerpo adopta un nuevo lenguaje”.

La danza contemporánea como base

Alvarado manifestó que no existen unos movimientos preestablecidos  o códigos a seguir cuando se hace danza vertical, sino que los movimientos surgen a partir de los estímulos que provocan la exploración e impulso que dan los elementos y el peso del cuerpo.

“Todos venimos de la danza contemporánea (…) pero no es factible trasladar lo que se hace en el suelo a un espacio vertical, es otro escenario, otra perspectiva. Es por ello que esto ha sido un proceso de investigación, una forma nueva de movernos y de expresarnos. Un idioma que hemos aprendido de forma empírica, ya que en el país no hay una formación como tal en danza vertical”.

Alvarado admite que dedicarse a la danza vertical conlleva sus riesgos, sin embargo, asegura que existe una estricta preparación a la hora de realizar las presentaciones ante el público. “Con el tema de los equipos y de la seguridad somos muy meticulosos y eso nos hace sentirnos muy seguros”, aclaró.

Afirmó que antes de cada ensayo y posterior espectáculo llevan unas pautas de seguridad que siguen al pie de la letra, influenciados por las reglas, que en realización de nudos, manejos de arneses y cuerdas tiene la disciplina de la escalada, así como los protocolos que manejan los bomberos. “Hemos tenido que estudiar esas técnicas que ellos utilizan para desarrollar nuestro trabajo”, explicó.

Es así que el público que asiste el próximo 28 de junio a la inauguración de Cegra. Integración de un saber, también podrá apreciar el innovador trabajo de Raíz Mestiza, donde el desafío a la gravedad es expresado a través del arte corporal y la intervención del espacio (así como su contemplación y admiración se hace con la mirada hacia arriba).

CORAZÓN LLANERO MULTIMEDIA

Departamento de Prensa

Brigitte Galindo

Etiquetas: Sin etiquetas

Los comentarios están cerrados.